La tormenta de granizo destroza en El Ejido 17 hectáreas de invernaderos

El alcalde de El Ejido, Francisco Góngora, junto al concejal de Agricultura, Manuel Gómez, y técnicos municipales, ha recorrido esta mañana las instalaciones agrícolas que se han visto afectadas por la tormenta de granizo que descargó en el día de ayer en el Poniente Almeriense.

La valoración inicial elaborada por el área de Agricultura arroja la cifra de 17 hectáreas de invernaderos que se han desplomado en la zona más nororiental del municipio, concretamente en el paraje de Las Palmerillas, bajo el Peñón de Bernal. Góngora ha visitado esta zona afectada y ha tenido la oportunidad de conversar con algunos de los agricultores damnificados para interesarse por la situación en la que se han quedado sus respectivas fincas y sus cultivos.
Se trata, como ha explicado el regidor, “de invernaderos que se encontraban en producción o en el momento de la retirada de la cosecha de tomate, pepino, pimiento, berenjena y sandía. 17 hectáreas que pertenecen a diez propietarios diferentes y cuyas estructuras han caído por completo al suelo por el peso del granizo”.

El Ayuntamiento habilitó a primera hora de la mañana la Oficina Técnica, ubicada en la tercera planta de la Casa Consistorial, para atender a todos los agricultores cuyos invernaderos se hayan visto afectados por el granizo y poder elaborar con la mayor celeridad sus respectivos informes de daños, tanto de estructura como de producción, de cara a “las posibles ayudas económicas que vamos a solicitar que se articulen desde las distintas administraciones para la recuperación del potencial productivo”.

Góngora ha insistido en que “ahora lo más importante es que los afectados realicen la correspondiente valoración e informe de daños, para poder cuantificar de manera concreta y exacta las pérdidas ocasionadas. Un trámite que pueden realizar tanto en el propio Ayuntamiento como en la Oficina Comarcal Agraria, donde recibirán la información y el asesoramiento adecuado”.

El alcalde ha querido aprovechar para incidir en “la importancia que tiene para la agricultura el contar con seguros que garanticen la cosecha ante posibles situaciones de pérdida por causas medioambientales o enfermedades propias de los cultivos”. Al respecto, ha señalado que “es necesaria la concienciación del sector en torno a la necesidad de asegurar, puesto que tanto el seguro de estructura como el de cosecha representan una herramienta más y un aliado fundamental para aventajar en seguridad y tranquilidad durante la campaña agrícola”.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *