Francisco Vargas: «No entendemos cómo se vende producto por debajo del precio de retirada»

Desde hace varias campañas la Asociación de Jóvenes Agricultores (Asaja) mantiene junto a la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (Coag) una ‘lucha’ que tiene como principal objetivo la reacción de las empresas a momentos en los que se producen crisis de precios. Una reacción que esperan se haga efectiva con la activación de las herramientas que contempla la gestión de crisis de mercado normalizada por la Unión Europea, y que facilitaría una regulación de la oferta y la demanda de los productos hortofrutícolas, totalmente legal. Entre las medidas que pone la UE a disposición de las Organizaciones de Productores se encuentran las retiradas de producto.

«No entendemos cómo se vende en Almería, aún, y conociendo las posibilidades que hay, frutas y hortalizas por debajo del precio de retirada», manifestó Francisco Vargas, presidente de Asaja Almería, lamentando que «desgraciadamente con ello los agricultores, en su conjunto, están perdiendo dinero, no solo por el que dejan de recibir con esas retiradas, sino también por el que posteriormente recibirían ya que propiciarían un incremento del valor de los productos en el mercado».

Vargas insiste en señalar a Aproa en la inacción de las Organizaciones de Productores de Frutas y Hortalizas, desde donde asegura que la argumentan explicando que « si se hacen retiradas se beneficiarían todos los que no pertenecen a OPFHs». Es decir, «que en lugar de actuar para el beneficio común, prefieren no hacer nada y así que se perjudique todo el sector», manifestó el presidente de Asaja Almería.

Francisco Vargas achaca parte de la culpa a la Junta de Andalucía, ya que «a través de un convenio con el Banco de Alimentos de Andalucía otorgó a Aproa la exclusividad de hacer las retiradas para distribución gratuitas, las que más rentan al campo».

Esta opción está financiada al cien por cien por la Unión Europea, que «además del precio que paga al agricultor -más elevado que en el caso de retiradas a otros destinos- asume los gastos de manipulación del producto y también los del transporte», explicó el dirigente de Asaja, para dar cuenta de que no suponen un gasto extra para las OPFHs.

A pesar de ello, «la utilización de esta medida es muy escasa». Según la información facilitada por Asaja, en la mayor parte de los productos hortofrutícolas -a excepción del pimiento, en la primera mitad de la campaña actual, «hubo semanas en las que los productos se vendieron a un precio inferior al que recibirían los agricultores por la retirada a distribución gratuita». En el caso de la berenjena, incluso, se vendió durante varias semanas consecutivas, por debajo del valor que marca la retirada a otros destinos, apuntó Asaja.

Para el presidente de Asaja Almería, existe un desinterés de las OPs por utilizar esta herramienta, cuya puesta en marcha «precisaría únicamente de llevar a cabo una planificación de la producción que prevén las Organizaciones de Productores de Frutas y Hortalizas durante la campaña. Y eso lo debe hacer Aproa, que es la asociación que las integra». Si no se quiere mejorar «las Organizaciones de Productores, con sus señoritos de despacho, pueden seguir escondidas, preocupándose de sus números, y no de los de sus agricultores».

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *