Los agricultores se apresuran a registrar los daños de los tornados

Los productores evidentes están acudiendo a la oficina técnica municipal del Ayuntamiento de El Ejido desde primera hora de ayer para elaborar el correspondiente informe de daños tanto en la producción como en las estructuras ocasionados en los invernaderos por los tornados que se produjeron el pasado sábado. En las primeras horas de funcionamiento se hicieron efectivos más de medio centenar de informes, en su mayoría en producción con pimiento y pepino, según la información facilitada por el Ayuntamiento de El Ejido.

Al margen de esta tarea, el trabajo que realizan desde la Administración local, los técnicos e inspectores también están visitando las explotaciones para valorar la gravedad de la situación. Hasta el momento han acudido a un total de 90 parcelas con una superficie global de 87 hectáreas.
El alcalde de El Ejido, Francisco Góngora, y el concejal de Agricultura, Manuel Gómez, recibieron en la propia oficina a los damnificados e interesándose por la situación en la que se han quedado sus fincas. Góngora explicó que «ahora lo más importante es que los agricultores realicen una valoración e informe de daños para lo que deben de dirigirse tanto a la oficina técnica del Ayuntamiento, donde los técnicos municipales están rellenando las instancias o bien a la Oficina Comarcal Agraria, donde recibirán el asesoramiento adecuado». Y es que, es importante, como valoró el primer edil ejidense, que cuenten con dicho informe «de cara a poder solicitar subvenciones de contenido económico que mitiguen parte de los destrozos provocados».
Góngora es consciente de «la urgencia del agricultor por recuperar la capacidad productiva de sus fincas, teniendo en cuenta, sobre todo, el momento en el que nos encontramos de la campaña agrícola». Por ello, el alcalde insistió en que ««resulta fundamental cuantificar, cuanto antes y de una manera concreta y real, las pérdidas ocasionadas». Unos trámites administrativos que «también deben de tener en cuenta aquellos agricultores que tienen sus fincas aseguradas para poder completar, así, estas indemnizaciones con las ayudas públicas que se puedan establecer», apuntó Francisco Góngora.
Para ofrecer mayores facilidades a los agricultores, y que éstos puedan elaborar el informe de daños, el Consistorio ejidense abre la oficina técnica por la mañana, de 8 a 15 horas, y por la tarde desde las 16 hasta las 20 horas.

Coordinación administrativa
El alcalde está en contacto con los responsables de las distintas administraciones públicas para que, una vez se hayan cuantificado todos los daños ver qué medidas de tipo económico se pueden arbitrar. «Unas ayudas que, sin duda, van a suponer un punto de esperanza para esos agricultores afectados que han visto cómo sus invernaderos y cosechas han quedado totalmente destrozadas», valoró Góngora.
El alcalde considera que las administraciones implicadas deben dar una respuesta lo antes posible. «Estos días, hemos mantenido conversaciones con el delegado y el consejero de Agricultura para que se dé la máxima agilidad posible a los trámites administrativos en la Oficina Comarcal Agraria».

Las primeras estimaciones apuntan a pérdidas económicas superiores a los 40 millones de euros en el campo. Además, uno de los tornados también generaron destrozos en el caso urbano. Entre las labores de limpieza y arreglo de contenedores, la reparación y la sustitución de mobiliario urbano, se cuantifica en 93.000 euros.

«Aseguren la finca»

Francisco Góngora realizó, asimismo, un llamamiento para que «los agricultores se animen a contratar los seguros para proteger y garantizar tanto las estructuras como cosechas ante situaciones de este tipo o cualquier otra adversidad». De igual modo, Góngora recordó «el espíritu de lucha constante de los agricultores que al día siguiente del temporal ya estaban trabajando para volver a levantar sus fincas».

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *