Los empresarios almerienses exigen a Junta y Gobierno que no politicen el agua, «vital para Almería»

Cansados de asistir a reproches entre Junta de Andalucía y Gobierno central, con el tema del agua de por medio, con la importancia que tiene para la economía de la provincia de Almería, Cámara de Comercio y Asempal se mostraron contrarios a la politización del agua que se está llevando a cabo por los partidos en ambos gobiernos y dieron un ‘puñetazo encima de la mesa’ lanzando un mensaje a ambas administraciones: «que cada uno haga su trabajo y dejen de dedicarse a mirar al otro, porque si esto ocurre Almería y sus agricultores no tendrán problemas de escasez de agua para regar sus plantaciones. Si cada uno se dedica a hacer lo que le compete aportaran para el desarrollo económico de la provincia».

El presidente de Asempal, José Cano y el presidente de la Cámara de Comercio de Almería, Diego Martínez, comparecieron ayer ante los medios de comunicación almerienses para mostrar su rechazo al juego político abierto entorno al agua, ante la delicada situación que están padeciendo los productores hortofrutícola debido a la falta de este recurso hídrico, que podría ser más grave aún, como señalaron ambos presidentes, si las administraciones, cada una en su terreno, no toman las decisiones adecuadas con urgencia. «Hay que remar en la misma dirección, y cada uno debe asumir sus responsabilidades», señaló José Cano, quien matizó que «solucionar el problema que existe con el agua, que pone en jaque miles de puestos de trabajo, parte de hacer bien los deberes que cada administración tiene encomendados».
Pero la situación política se encuentra en otro punto, a tenor del cruce de declaraciones realizadas por PP y PSOE, Gobierno central y Junta de Andalucía. «Qué no hablen más del contrario y que se ocupen de ellos mismos, que vean lo que pueden hacer y no lo que no esté haciendo el otro», insistió Cano.

Déficit ‘Poli’ hídrico

Ambos presidentes hicieron referencia al término déficit ‘poli’ hídrico’ acuñado por la Mesa del Agua de Almería «que existe desde el pasado año», precisó Cano. Esta referencia hace referencia al déficit de agua existente debido a las decisiones políticas que no se han tomado, y que dejan a la provincia con un déficit hídrico de 191 hectómetros cúbicos», apuntó Diego Martínez.

Ambos representantes empresariales detallaron todos aquellas acciones que dependen de una y otra administración pública. En Algunos caso, los proyectos se pusieron encima de la mesa hace casi dos décadas, y ahí siguen en el cajón. También mencionaron inversiones que se llevaron a cabo pero que no han venido a solucionar el problema del agua en Almería.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *