Chile conoce de la mano de Koppert los secretos de la gestión sostenible en cultivos hortícolas bajo plástico

Las más de 800 hectáreas de invernaderos hortícolas que ya existen en la región chilena de Arica, al norte del país, serán las primeras en beneficiarse de los conocimientos adquiridos en Almería por dos de los máximos responsables del Instituto de Investigación Agropecuaria (INIA) de Chile. El subdirector nacional de Investigación y Desarrollo, David Carré y Fernando Rodríguez, entomólogo de reconocimiento mundial, han tenido la oportunidad de conocer de la mano de Koppert las técnicas de control biológico de plagas, así como el sistema Natugro de gestión sostenible de cultivos que permite obtener cosechas con “residuo cero”.

 

Los investigadores chilenos han encontrado en Almería las condiciones climáticas, de agua y de suelo más similares a las de la región de Arica, que actualmente lidera la producción chilena de hortalizas bajo plástico, con un mercado muy localizado en la capital del país, donde residen unos 7 millones de habitantes. Los responsables del INIA, acompañados por los expertos de Koppert, han visitado explotaciones particulares para conocer sobre el terreno la eficacia de la sueltas selectivas de insectos en diferentes cultivos, a la vez que han conocido en detalle los ensayos que Koppert lleva a cabo en su propia finca de investigación para la puesta a punto de nuevas técnicas de control biológico y la selección de nuevos enemigos naturales.

Natugro

Especial interés ha generado el sistema Natugro por la novedad del concepto, ya que se trata de un modelo integral que ofrece soluciones personalizadas y que genera alianzas con los recursos naturales y de la propia planta. “Permite que la planta se exprese con plenitud en un ecosistema óptimo, así que estamos seguros que es el camino que debemos seguir”, según David Carré, quien no duda en comparar los beneficios de Natugro para los cultivos con las ventajas que, para un trabajador, tiene un buen clima laboral en la empresa.

Al mismo tiempo, la visita del INIA ha servido para ofrecer a Koppert Biological Systems interesantes posibilidades de investigación, gracias a los más de 3.000 organismos vegetales y animales únicos en el mundo que sólo se encuentran en los ecosistemas chilenos y que pueden ofrecer soluciones eficaces contra nuevas plagas y enfermedades.

Actualmente, Chile se encuentra inmerso en un proceso de modernización de su sector agrario para generar empleo y riqueza y poder superar futuras crisis en la minería del cobre y el litio, principal actividad económica del país en este momento. Además de abastecer el mercado interno, Chile tiene una clara vocación exportadora y aspira a comercializar sus frutas y hortalizas en mercados como Brasil y Estados Unidos.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *