Asaja-Almería denuncia descensos en los precios de las hortalizas de hasta un 75%

La organización está realizando un seguimiento a la evolución de los precios en origen de la campaña hortícola en Almería y ha observado importantes descensos en este inicio de cosecha en las cotizaciones en origen de gran parte de los productos hortícolas durante el pasado mes de septiembre respecto al mismo mes del año anterior y también en estos primeros días de octubre, mientras podemos comprobar cómo los precios al consumidor se mantienen en niveles de años anteriores.

 

Los agricultores se muestran indignados por estas primeras cotizaciones de la campaña en productos como calabacín y berenjena que han visto caer su valor en origen en este mes de septiembre un 44% y un 40% respectivamente en relación al mes de septiembre de 2012, situación que se prolonga en octubre con un -62% y -50% respectivamente respecto a la misma semana de octubre del año pasado. También es preocupante este arranque de campaña del tomate, que ha experimentado un mes de septiembre con caídas de entre el 50 y el 75% respecto al año anterior en todas sus variedades, especialmente en el caso del tomate Cherry, que en estas semanas de octubre parece seguir esta tendencia a la baja, cotizando un 50% por debajo del precio del año anterior y mientras que en septiembre ha obtenido un precio medio un 72% inferior al de septiembre de 2012.

En el caso del pepino nos encontramos con que las variedades de pepino español y francés son las que han experimentado una mayor caída de precios en septiembre, con una media del 35% menos y que sin embargo en lo que llevamos de octubre, el mayor descalabro lo está sufriendo el pepino tipo Almería cuyo precio es en estos momentos un 56,5% inferior al del año pasado y ha experimentado una caída del 41,1% respecto al mes de septiembre.

En el resto de productos que se encuentran en nuestras pizarras, sólo los pimientos parecen salvarse de esta situación, si bien según datos recabados por los servicios técnicos de Asaja-Almería los pimientos de tipo italiano sí están sufriendo una importante pérdida de valor en estos meses de septiembre y octubre; por ejemplo el italiano rojo ha tenido en septiembre una pérdida de valor del 65% y en el caso del verde sólo durante la semana pasada ha caído un 12,5% respecto al año anterior.

Sin embargo, observamos cómo los precios al consumidor permanecen en la misma línea de años anteriores pudiendo encontrar en los líneales tomate ensalada a 1,19 euros/kg, pepino a 1,20 euros/kg, berenjena a 0,99 euros/kg y calabacín a 1.35 euros/kg.

Desde Asaja esperamos que esta situación experimente un cambio de forma urgente ya que estos precios hace inviable el mantenimiento de las explotaciones, por este motivo pedimos a los diferentes eslabones de la cadena agroalimentaria desde los primeros intermediarios hasta el distribuidor final que moderen sus márgenes para reequilibrar la cadena. Además animamos a las empresas de comercio en origen a que cierren programas con aquellos países y empresas que están proporcionando mayores cotizaciones a nuestros productos.

Los agricultores son el eslabón más frágil de la cadena agroalimentaria y sobre el que recae mayor responsabilidad, la de producir alimentos sanos y de calidad, además de generar empleo, contribuir a la buena salud del medio ambiente y a la economía familiar del consumidor sobre todo en estos momentos de crisis económica, por ello reclamamos reciprocidad y sensibilidad por parte del resto de eslabones de la cadena comercial para los agricultores, de forma que así los activos del campo puedan mantener las explotaciones y a sus familias para vivir de forma digna.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *