Planas señala al CAMP Almería como proyecto de participación social pionero en Europa para la Gestión Integrada de la Costa

El consejero de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, Luis Planas, se ha referido al proyecto CAMP Almería como “una iniciativa pionera en Europa que nace con el objetivo de impulsar el camino hacia una Gestión Integrada de las zonas costeras, lo cual implica abordar la problemática de este espacio a partir de un doble enfoque, la participación social y la coordinación administrativa”.

 

Planas, que ha realizado estas declaraciones con motivo del acto de clausura de este proyecto, ha destacado el logro que supone, tras un intenso y novedoso proceso de participación, el consenso alcanzado entre asociaciones ecologistas, colectivos sociales, ciudadanos y administraciones de todo el arco ideológico, materializado en un documento, el Marco de Referencia de Desarrollo Sostenible (MRDS), “que sirve de guía para las actuaciones de desarrollo del Levante y que es un referente para el resto de Europa”. En él se proponen prácticas dirigidas a orientar las actuaciones de las Administraciones y de la sociedad, a través de recomendaciones que la ciudadanía del Levante hace a sus representantes públicos. “En definitiva -ha recalcado- es un documento principalmente orientado a proponer y estimular, que persigue mejorar la coordinación de las actuaciones que se llevan a cabo en el área de este proyecto CAMP”.

El MRDS recoge propuestas concretas de orientación en diferentes ejes para consolidar un modelo territorial equilibrado: gestión sostenible del uso del agua, uso sostenible del medio marino, valoración del territorio, conservación del patrimonio cultural y buenas prácticas en las actividades productivas. Las numerosas acciones que propone se estructuran en objetivos, como la implantación de un modelo de gestión sostenible del ciclo integral del agua que garantice el buen estado de todas las masas a partir de 2015, salvo las excepciones que se establecen en la planificación, en el contexto del cambio climático y sus riesgos; y el impulso de acciones que mejoren la integración territorial de los usos y las actividades productivas para conciliar su coexistencia en el área, a través de una planificación racional respetuosa con la integridad de los ecosistemas terrestres y marinos. También se persigue favorecer prácticas sostenibles que fomenten el uso óptimo de los recursos naturales, garanticen el mantenimiento de los servicios ambientales y propicien el empleo verde, y la consolidación de un modelo de participación transparente que garantice una gestión integrada del litoral.

Para el representante del Gobierno andaluz el interés de enfocar una actuación de esta naturaleza en la costa andaluza radica en la importancia demográfica y social que tiene este espacio dentro de la comunidad autónoma. “Actualmente -ha apuntado- la costa andaluza concentra al 40% de la población residente, el doble de hace sólo dos decenios, como se evidencia en el hecho de que dos de cada tres almerienses vivan en entornos litorales, y en Cádiz o Málaga, tres de cada cuatro. Tanto es así que el litoral alberga a actividades económicas de alto rendimiento, incluso en plena crisis, conformando un entramado complejo, nada fácil de gestionar, en el que confluyen valores socioeconómicos, ecológicos, culturales, urbanísticos y pesqueros”.

Un activo económico valioso

Por todo ello, el consejero ha hecho hincapié en la necesidad de las medidas que ha venido adoptando la Junta para conservar lo mejor de la costa andaluza. “Gracias a ella, y pese a las críticas suscitadas, uno de cada 3 kilómetros de nuestra costa se halla hoy protegido”, ha remarcado. En su opinión, “Doñana, el Estrecho, Cabo de Gata, son parques naturales, pero a la vez auténticas marcas de calidad utilizadas por los empresarios de esas zonas y de territorios contiguos para mejorar su proyección, ya que no hay que olvidar que la costa virgen desde un punto de vista ambiental supone un activo económico y un reclamo publicitario”.

En ese compromiso de preservar el valor sostenible las zonas costeras andaluzas,La Junta de Andalucía se ha venido dotando de poderosos instrumentos como la Estrategia Andaluza de Desarrollo Sostenible, el Plan de Ordenación del Territorio de Andalucía (POTA)I, el Plan Andaluz de Medio Ambiente 2014-2020 o el Plan General de Turismo. “No es casual, por tanto, que desde la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente se hayan tomado decisiones, como el reciente Decreto sobre el Litoral, que no son nuevas en su filosofía, pero vuelven a ser muy convenientes, ya que consisten en no cometer errores del pasado en cuanto a la ordenación urbanística de nuestra costa”, ha declarado. Para Luis Planas “el desarrollo ordenado y sostenible de estos suelos insustituibles constituye hoy un activo económico de primera magnitud para un desarrollo urbano y turístico basado en la calidad y el valor diferencial”. En ese sentido, la experiencia del CAMP puede dar pie a la aprobación de una Estrategia Integrada de Gestión de las Zonas Costeras, como alternativa realista y sostenible al modelo actual de gestión de la costa andaluza.

Entre las principales razones que explican la elección de Almería para el desarrollo de esta iniciativa están, por un lado, el hecho de que esta provincia disfruta de una de las zonas costeras y marinas mejor conservadas del Mar Mediterráneo, con un 47% de su territorio litoral catalogado en incluido en diversas figuras de protección. Y, por otro, el incremento que en los últimos años han venido experimentando la demanda de agua y la presión sobre el territorio, como consecuencia de un crecimiento agrícola, turístico y urbanístico de la costa almeriense. Además, se trata de un espacio muy dinámico a nivel económico, con cambios productivos y en el uso del suelo que influyen en los recursos naturales, culturales y paisajísticos.

Sobre la costa de Almería convergen, además, múltiples planes y programas como el Plan de Ordenación Territorial (POT) del Levante Almeriense, aprobado por Decreto en febrero de 2009, el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN), el Plan de Uso y Gestión (PRUG) y el Plan de Desarrollo Sostenible (PDS) del Parque Natural del Cabo de Gata-Níjar.

CAMP-Levante Almería

El CAMP -siglas en inglés de ‘Programa de Gestión de Áreas Costeras’, que Naciones Unidas lleva implantando desde hace 20 años a través del Plan de Acción del Mediterráneo- lo impulsan la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y Naciones Unidas y contó con un presupuesto de 1,2 millones de euros.

El CAMP Levante de Almería ha ensayado un nuevo modelo de coordinación administrativa y de participación social para lo cual ha contado con órganos consultivos ya existentes, como el Foro del Litoral -sociedad en general- y Consejo del Litoral -actores interesados-, asesorados a su vez por expertos procedentes de las distintas administraciones -local, regional y nacional- que componen la Comisión del Litoral que, en última instancia, debe aprobar las propuestas incluidas en el Marco de Referencia para el Desarrollo Sostenible para su posterior aplicación.

Este proyecto abarca 219.000 hectáreas en la zona sureste de la provincia, de las cuales 148.122 corresponden a zona emergida, en 8 términos municipales: Pulpí, Cuevas de Almazora, Vera, Garrucha, Mojácar, Carboneras, Níjar y Almería.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *