La subida del IVA supondrá un sobrecoste anual de 412 millones para los profesionales agrarios

La subida del IVA anunciada hoy por el Presidente del Gobierno supondrá un sobrecoste anual de unos 100 millones de euros para los agricultores y ganaderos andaluces y de más de 412 millones de euros para los profesionales del sector agrario español. Así se refleja en los cálculos realizados por el departamento de Economía Agraria de COAG sobre la base de los datos de consumos intermedios del sector publicados por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

 

Del análisis de los principales costes de producción, cabe destacar el sobrecoste anual en la partida de piensos, que se eleva por encima de los 188 millones de euros al pasar el IVA del 8 al 10%. El sobrecoste en consumo de energía y lubricantes, que pasan del 18% al 21% del IVA, se estima en más de 46 millones de euros al año. Fertilizantes (+ 31 millones de euros), mantenimiento de material (+ 36 millones) y productos fitosanitarios (+13 millones), son otras de las partidas que incrementarán su coste final.

Con esta subida, España se convierte en el país de la UE que más carga impositiva aplica a los inputs agrarios. Por citar un ejemplo, en Alemania, el consumo de piensos tiene un IVA del 7%; en Portugal, un 6%; en Francia, un 5,5%; en Italia, un 4%, y en el Reino Unido, un 0%, mientras que los ganaderos españoles soportarán ahora un 10%.

Ante esta nueva medida, COAG ha solicitado al Ministro de Hacienda que convoque de forma urgente la Mesa de Fiscalidad para abordar el aumento del IVA compensatorio para los agricultores y ganaderos en el método de estimación objetiva por módulo del IRPF ya que el IVA debe ser un impuesto neutro y no gravoso para los agricultores y ganaderos El IVA compensatorio sirve para compensar a tanto alzado el IVA que los profesionales agrarios pagan en la compra de insumos y la realización de inversiones productivas.

Pero además del aumento del IVA compensatorio, COAG Andalucía considera fundamental vigilar que la gran distribución no abuse de su posición de dominio en la cadena alimentaria, repercutiendo la subida del IVA sobre los productores (es decir, bajando aún más los precios en origen) para no trasladarla a los consumidores, en una estrategia comercial para tratar de no perder ventas.

Tal y como ha señalado el Secretario de Organización, Eduardo López, “Estamos ante un nuevo mazazo para la economía social agraria. El aumento de los costes por la subida del IVA supone una clara pérdida de rentabilidad en un sector muy sensible, que no puede repercutir el aumento de sus costes en el precio que recibe por sus productos. Esta medida pone en jaque la viabilidad económica de los profesionales de la agricultura, que en los últimos 10 años han perdido más de un 30% de su renta. Aumentar la carga impositiva para los agricultores y ganaderos va a incrementar la asfixia económica que sufre el sector, provocando la pérdida de explotaciones y de empleo agrario”.

COAG recuerda que la actividad agraria constituye un pilar fundamental de la economía andaluza, por su carácter real, no especulativo. La producción final agraria supera los 10.000 millones y nuestra vocación exportadora nos permite dar superávit a la balanza agroalimentaria. El sector agrario genera más de 500.000 empleos directos y, junto a la industria asociada, el 20% del PIB.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *