El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente repartirá en Almería 3.500.000 kilos de alimentos a personas necesitadas

La Subdelegación del Gobierno en Almería, a través de la Dependencia de Agricultura y Pesca, va a distribuir en Almería 3.500.000 kilos de alimentos dentro del Plan 2012 de Distribución de Alimentos a las personas más necesitadas. Esta mañana se ha celebrado una reunión en la que han participado el subdelegado, Andrés García Lorca y el jefe de la dependencia de Agricultura y Pesca, José Carlos Herrera, junto a representantes del Banco de Alimentos, Cruz Roja y un elevado número de miembros de entidades benéficas que trabajan en la provincia.

 

En el transcurso de la reunión se ha informado sobre las novedades del Plan para el presente año, teniendo lugar posteriormente una mesa redonda en la que se han aclarado diversas cuestiones relacionadas con el problemática en la distribución de alimentos en la provincia.

La distribución, que efectúan voluntarios y técnicos de Cruz Roja Española y del Banco de Alimentos de Almería, se realiza gracias a la colaboración de doscientas entidades benéficas (asociaciones de vecinos, parroquias y otros colectivos) de toda la provincia, que son los solicitantes de la ayuda alimentaria.

Para este programa, el Fondo Europeo Agrícola de Garantía ha puesto a disposición de nuestro país alimentos procedentes de los almacenes públicos de intervención, en concreto 10.094 Toneladas de leche desnatada en polvo que se intercambiarán por leche UHT, pasta y galletas. Además y como consecuencia de no haber suficientes existencias en los almacenes de intervención, se va a recurrir a la compra directa en mercado de alimentos por un valor de 58 millones de euros.

Estos productos serán entregados a las empresas que han resultado adjudicatarias en los procedimientos de licitación llevados a cabo por el FEGA. Cabe destacar este año la inclusión de consideraciones nutricionales a la hora de la elección de los alimentos.

Por cuestiones de plazos en los concursos de adquisición, en la primera fase se distribuirá tan solo leche UHT, galletas y pasta. Estando previsto para la segunda y tercera fase la incorporación de nuevos alimentos tales como: leche en polvo, cereales infantiles, arroz o tomate frito. Con la novedad para el presente año de la incorporación al reparto de legumbres (lentejas, alubias y garbanzos), aceite de oliva, conservas de atún en aceite, zumos de naranja y de melocotón, uva y manzana, fruta en conserva sin azúcar añadido (pera/melocotón), judías verdes en conserva y potitos (pollo y/o verduras y frutas)

Las empresas suministradoras repartirán los alimentos en todo el territorio nacional, entre los almacenes de las dos organizaciones que en 2012 han resultado designadas para realizar la distribución de los alimentos: Federación Española de Bancos de Alimentos (FESBAL), y Cruz Roja Española.

En el Plan 2012, se distribuirán en España un total de 28 millones de kilos de alimentos, más la compra directa en mercados por un valor de 58 millones de euros. Repartidos en tres fases, con un colectivo objetivo de más de 2.000.000 de personas, de las que 60.000 viven en Almería. La cantidad total de alimentos que se distribuirán en esta primera fase asciende a 14.000.000.kilos.

El reparto entre las distintas comunidades autónomas se hace en función de los índices siguientes: % población, % índice de pobreza, % desempleo, % PIB per capita y % beneficiarios, correspondiendo a Andalucía el 24,65%.

La provincia de Almería gracias a las gestiones llevadas a cabo por la Dependencia de Agricultura ha pasado a nivel andaluz del 9,50% en el 2011 al 13,40 en el 2012, lo que representa el 3,30% del total nacional, equivalente a 2.732.424 euros.

El Programa de distribución de alimentos a las personas más necesitadas de la UE está encuadrado en las medidas de mercado de la Política Agrícola Común (PAC). Anualmente, dependiendo de la coyuntura de los mercados agrarios y, en particular, del nivel de existencias de productos agrícolas en poder de los organismos públicos de intervención, la Comisión aprueba un programa de distribución, en el que el valor de los productos almacenados se emplea para adquirir productos alimenticios de primera necesidad, pero también de calidad, mediante un procedimiento abierto de licitación pública.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *