Agricultura detecta un caso del virus de ‘Schmallenberg’ en una explotación ganadera de Hinojosa del Duque

Los servicios veterinarios de la Consejería de Agricultura y Pesca han confirmado la presencia del virus de ‘Schmallenberg’ -enfermedad que afecta exclusivamente a rumiantes y se transmite por mosquitos o por vía trasplacentaria- en una explotación mixta de ganado ovino y caprino en la comarca de Hinojosa del Duque (Córdoba). Así se lo ha trasladado la directora general de la Producción Agrícola y Ganadera, Judit Anda, a representantes de las Organizaciones Profesionales Agrarias, de la Federación de Asociaciones de Defensa Sanitaria Ganadera y la Federación Andaluza de Empresas Cooperativas Agrarias, en una reunión que han mantenido hoy en Sevilla.

 

Durante el encuentro, Anda les ha informado de que se trata de una explotación mixta de ganado ovino y caprino con un censo de 656 animales -644 ovinos y 12 caprinos- en la que el pasado 6 de marzo se detectó un caso de aborto con malformaciones con síntomas clínicos de la enfermedad. Tras ponerlo en conocimiento de los servicios veterinarios oficiales, se tomaron muestras y se remitieron para su análisis al Laboratorio Central de Veterinaria de Algete (Madrid) del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, que han confirmado el resultado positivo.

Esta precoz detección, ha subrayado Judit Anda, “ha sido gracias al Plan Especial de Vigilancia que se empezó a aplicar en enero pasado, en el marco de Plan Andaluz de Vigilancia Epidemiológica, como medida de precaución ante la diseminación de esta enfermedad por varios países europeos”.

Asimismo, la directora ha explicado que la Consejería ha intensificado las tareas de vigilancia y les ha pedido a los asistentes reforzar la colaboración y coordinación entre el sector y los servicios veterinarios con el objetivo de llevar a cabo una labor de prevención lo más eficaz posible.

La enfermedad de ‘Schmallenberg’

La aparición de la enfermedad de ‘Schmallenberg’, que fue diagnosticada por primera vez en Alemania en el verano de 2011, no genera restricciones al movimiento de animales de especies sensibles dentro del territorio de la Unión Europea.

La enfermedad presenta síntomas clínicos muy poco específicos como son fiebre, disminución del apetito, diarrea, pérdida de condición corporal y reducción de producción que parecen resolverse por sí mismos al cabo de dos o tres días. Por otro lado, los signos clínicos más característicos de la enfermedad son abortos, mortalidad o malformaciones en los fetos.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *